Solo Lideres

GO Medicina Estética: Búsqueda de excelencia

Si en algo ha avanzado la medicina en los últimos siete años es en los tratamientos estéticos. Esta situación nos lleva a comprender que la diversidad de procedimientos que se emplean en la actualidad en esta área es cada vez mayor, logrando atravesar barreras de especialidades que inicialmente fueron las pioneras.

Hoy en día no se habla solo de cirugía a la hora de una consulta, sino que aludimos al concepto de medicina estética, ya que los tratamientos mínimamente invasivos han ganado un lugar de privilegio que antes era ocupado casi de forma exclusiva por los procedimientos quirúrgicos.

El ejemplo que con más claridad podemos citar es el caso de la toxina botulínica, que se ubica primera a la hora de realizar cualquier procedimiento, seguida de los rellenos con ácidos hialurónicos. Ambos productos son biodegradables.
Pero, ojo, no es que las cirugías se han dejado de realizar: todo lo contrario, los pacientes cada vez demandan más. Para el caso de la mujer, la primera elección quirúrgica es la mastoplastía de aumento, es decir el aumento mamario, seguida de las liposucciones. En el hombre, los procedimientos quirúrgicos que más se realizan son las cirugías estéticas de nariz, denominadas rinoplastias, y luego aparecen las blefaroplastias: el retoque de los párpados.

Un equipo interdisciplinario al servicio del paciente

Desde GO Medicina Estética, la unidad estética de Grupo Oroño que me encargo de coordinar, cuidamos a nuestros pacientes y enfatizamos el trabajo interdisciplinario en equipo, donde cada protagonista tiene su rol establecido. A la hora de indicar un tratamiento hablamos mucho sobre las expectativas y los resultados esperados, de esta manera podemos garantizar el cuidado de cada una de las personas que confía en nosotros. Nos encargamos de brindar orientación para ofrecer el mejor de los tratamientos, y también para no realizar algún tratamiento que no sea adecuado.
A lo largo de los años uno tiene muchas experiencias vividas con los pacientes, con quienes generamos un clima cordial y afectuoso. En lo personal me genera mucha satisfacción y alegría cuando vienen con un problema y se van felices por haberlo resuelto. Con cada uno viene una historia nueva, cada uno es singular y especial. Trato de brindar una atención profesional de excelencia, compartiendo con mis colegas los casos complejos que llegan a mi consultorio para escuchar sus opiniones antes de tomar una decisión.

El cuidado como premisa

En GO Medicina Estética somos muy rigurosos con los exámenes pre-operatorios, conversamos sobre los consentimientos antes de iniciar cualquier tratamiento y tomamos todas las medidas de prevención posibles.

Nunca subestimamos a ningún paciente ni procedimiento, y si tenemos que suspender o posponer una intervención, lo hacemos, porque estamos convencidos que ante todo está el cuidado de quienes confían en nosotros. A la hora de una intervención quirúrgica, la realizamos en los efectores de Grupo Oroño (Sanatorio Parque, Instituto Cardiovascular de Rosario o Sanatorio de Niños), donde contamos con el respaldo necesario ante cualquier eventualidad que pueda surgir, con grandes profesionales y con el equipamiento más sofisticado.
En lo que respecta a los avances tecnológicos, nuestro grupo de trabajo está a la vanguardia de los procedimientos que pueden ofrecerse. Disponemos de las últimas generaciones de equipamiento y nuestro staff desarrolla la totalidad de los tratamientos que una persona puede requerir. En nuestra actividad utilizamos láseres, luz pulsada, equipos de radiofrecuencia y ultrasonido y también recurrimos a microcirugías y súper-microcirugías para tratamientos reconstructivos.
Obviamente todo esto no sería posible sin el apoyo del Grupo Oroño y de cada una de las personas que lo componen. Es una motivación constante ser los mejores: claro está que nosotros no somos quienes juzgamos esto, sino los propios pacientes. Por tal motivo el esfuerzo debe ser diario y constante ya que es la única manera de cumplir nuestro objetivo.

VER NOTA COMPLETA EN REVISTA SOLO LIDERES Nº 69 



Texto: Dr. Carlos Rodriguez