Solo Lideres
Coca-Cola desembarca en el rubro de las bebidas alcohólicas

Coca-Cola desembarca en el rubro de las bebidas alcohólicas

Tuvieron que pasar más de 130 años para que Coca-Cola se anime a probar suerte en el terreno de las bebidas alcohólicas. El producto en cuestión formará parte de una prueba experimental en el mercado japonés.

Gaseosas, jugos, aguas… Coca-Cola transitó muchos caminos del sector de las bebidas en sus más de 130 años de existencia. Se trata, sin dudas, de un gigante presente en millones de mesas a nivel mundial. Sin embargo, hay un rubro que, hasta ahora, la empresa no se había animado a recorrer: el de las bebidas alcohólicas.

Esa situación va a cambiar este año cuando, en Japón, Coca-Cola presente su primer producto con alcohol. Se tratará de una propuesta basada en el chu-hi o chai, una combinación de agua gasificada, jugo de fruta y shochu (un destilado de arroz, cebada o batata).

Por lo general, el chu-hi tiene una graduación alcohólica de entre 3º y 8º. El contenido de alcohol de esta novedad de Coca-Cola, por lo tanto, será reducido, aunque el lanzamiento marcará un hito en la historia corporativa de la firma estadounidense.

Más allá de las expectativas generadas por la novedad, desde la compañía aclararon que la bebida no se comercializará afuera de Japón y calificaron el proyecto como un “modesto experimento”.

El chu-hi suele servirse en un vaso alto y es considerado como un competidor de la cerveza. Los principales fabricantes japoneses de bebidas alcohólicas ya elaboran diferentes versiones, que son consumidas principalmente por mujeres.

Para Coca-Cola, innovar en Japón no es nuevo. La marca lanza unos cien productos al año para tratar de seducir a los consumidores japoneses. Por eso produce bebidas como Sokenbicha y Georgia Coffee pensadas especialmente para las costumbres niponas, que resultan desconocidas en el resto del mundo.

Aunque no descartaron crear bebidas con alcohol en otros países, directivos de Coca-Cola manifestaron que la esencia de su negocio no cambiará. Muchos hicieron referencia al potencial riesgo que supone que una marca de la fama, el peso y el poder de Coca-Cola empiece a incentivar el consumo de bebidas alcohólicas. Por el momento, solo los japoneses descubrirán si se alcanza el éxito con esta incursión y cuáles serán sus efectos en sus habituales consumidores jóvenes.
 



Texto: Redacción Sólo Líderes