Solo Lideres
El Chef del Mar, un español que cautiva con pescados y mariscos

El Chef del Mar, un español que cautiva con pescados y mariscos

Ángel León es un cocinero que se especializa en platos elaborados con ingredientes marinos. Propietario de un restaurante con dos estrellas Michelín, alcanzó fama mundial al impulsar el consumo de plancton.

La gastronomía española cuenta con varios nombres de referencia que se destacan por su creatividad. Actualmente uno de los chefs más admirados es Ángel León, también conocido como El Chef del Mar. La razón de su apodo es simple: León domina a la perfección el arte de la elaboración de recetas con pescados, mariscos y otros productos obtenidos de los océanos.

Nacido en 1977 en Jerez de la Frontera, siempre se sintió cautivado por el mar y, según él mismo ha explicado, encontró en la cocina la mejor manera de expresarse aprovechando la riqueza acuática. Luego de estudiar en Sevilla, viajó a Francia para sumar experiencia en un restaurante de Burdeos. A su regreso trabajó en varios establecimientos hasta que abrió su propio local gastronómico: Aponiente, ubicado en El Puerto de Santa María (Cádiz).

Instalado en un edificio del siglo XIX, Aponiente no tardó en posicionarse como uno de los restaurantes más valorados del territorio español. Gracias a propuestas como las sardinas asadas, los moluscos en adobo, la carbonara de algas y los embutidos marinos, logró conseguir dos estrellas Michelín.

El Chef del Mar dio un salto de popularidad cuando, en Madrid Fusión 2009, presentó al plancton marino como ingrediente para consumo humano. Trabajando en conjunto con una empresa gaditana, obtuvo la autorización correspondiente para el cultivo y la comercialización de un fitoplancton (microalgas) que se produce en la finca Veta la Palma. Hoy este plancton se utiliza en la preparación de distintas recetas.

Director del restaurante Alevante del hotel Meliá Sancti Petri de Cádiz y del Glass Bar del hotel Urban de Madrid, León también incursionó en TV como jurado en el programa “Top Chef”. Sin embargo, no todo son elogios y aplausos en su trayectoria. En mayo de este año, el cocinero recibió duras críticas al difundirse las condiciones en las que viven los becarios de Aponiente, a quienes brinda alojamiento gratuito a cambio de enseñarles y de que trabajen en su negocio. Una mancha que afectó su imagen pero que no modificó el pensamiento que los críticos gastronómicos tienen sobre su desempeño en la cocina.